En esta época de confinamiento más gente pasa más tiempo en Instagram, pero el alcance y compromiso que son capaces de generar los influencers están disminuyendo a medida que se recortan los presupuestos de marketing, según el último informe de Socialbakers.

El informe de la compañía Social Media Trends, para el primer trimestre, destacó específicamente el impacto que el Covid-19 estaba teniendo en las tendencias de marketing. 

Mientras que muchas organizaciones estaban experimentando un cambio natural y previsible -como las empresas del sector viajes, que poco pueden hacer ante esta tesitura- el informe señaló que la demanda de contenidos digitales estaba aumentando a medida que el distanciamiento social se afianzaba.

Como resultado, el uso de los medios sociales se ha disparado. El tamaño total de la audiencia de Instagram es ahora un 28% mayor que la audiencia de los 50 perfiles de marca más grandes en Facebook, según el informe.

Junto con esto, el uso del hashtag #ad ha disminuido en un 35%. En marzo, según el informe, 11.341 personas influyentes de Instagram asociadas a marcas usaron #ad, el número más bajo desde agosto. 

Esto dibuja un cambio significativo en cómo se conforma el mundo del marketing de influencers. Tener una imagen sana y positiva, y evitar caer en un tono excesivamente comercial es clave a la hora de generar resultados.

El intercambio entre la promesa de un gran alcance, en contraposición a la calidad del compromiso, ha sido un caos de marketing y ventas desde tiempos inmemoriales, y el retorno de la inversión para el marketing con influencers no es diferente. 

El mes pasado, Filip Novak, director de marketing de CreatorIQ para EMEA, señaló otra tendencia, en torno al aumento de los micro-influyentes: “El respaldo de los megainfluencers tenía el potencial de hacer maravillas en cuanto a la conciencia de marca, pero a medida que la disciplina se hacía más sofisticada, las marcas reconocían cada vez más que no había una única manera de medir el éxito y que una campaña exitosa dependía de en qué parte del embudo de comercialización se concentraban”.

El informe también señaló un golpe en el coste por clic (CPC) durante el mes de marzo en la mayoría de las regiones, relacionado con este cambio de comportamiento. De hecho, en el sur de Europa bajó un 42,4%. 

Sin embargo, las marcas que aprovecharon los menores costes de los anuncios a mediados de marzo  y principios de abril lograron un impacto casi un 30% más grande que el que obtienen normalmente a cambio de la misma inversión en fechas similares. Pruebas fehacientes de que aquellas marcas que han aprovechado el confinamiento para lanzar una campaña de anuncios eficaz han tomado la decisión correcta.

Descubre cómo podemos ayudarte, sin compromiso

Aún no es tarde para lanzar al mercado una campaña capaz de fortalecer tu marca en estos tiempos de crisis. Contacta con nosotros y descubre cómo podemos ayudarte con tu estrategia digital en un momento clave y convertir esta crisis en una oportunidad.

Si quieres saber más sobre las estadísticas y los datos que hemos mencionado en este artículo, puedes leer el informe completo aquí (está en pdf, no es necesario descargarlo).